Cómo afecta el lupus al sistema esquelético

El doctor Francisco P. Quismorio Jr, es el director del Programa de Capacitación Fellow Reumatología y las consultas externas de reumatología del Centro Médico del Condado de la ciudad de Los Angeles, donde dijo “No es extraño que las personas con lupus precenten dolores y molestias musculares (mialgias) o inflamación de determinados conjuntos musculares (miositis), que causa debilidad y pérdida de fuerza. Más del 90% de las personas con lupus experimentan dolor en las articulaciones y/o musculares en algún instante a lo largo del curso de su enfermedad.”

Más de la mitad de las personas que desarrollan lupus experimentan dolor en las articulaciones como su primer síntoma. Los síntomas pueden tener diferentes causas. Es esencial que el médico determine la causa de los síntomas ya que los tratamientos son variados. Los reumatólogos son los médicos que se especializan en las articulaciones, los músculos y los huesos.

Como afecta el lupus al sistema esqueletico

Inflamación

La inflamación es la razón más frecuente para el dolor muscular y en los huesos. Los signos y síntomas frecuentes incluyen fiebre, sudor, escalofríos, fatiga, pérdida de peso, y distintos dolores musculares haciendo que estemos débiles. Debido a que el lupus es una enfermedad inflamatoria que puede ocasionar cualquiera de estos inconvenientes, estos mialgias son una parte de la enfermedad global.

La artritis del lupus

La artritis del lupus causa dolor, rigidez, hinchazón, sensibilidad y calor en las articulaciones. Las articulaciones más perjudicadas son las que están más lejos de la parte media del cuerpo, como las manos, muñecas, codos, rodillas, tobillos y dedos de los pies. La rigidez general al despertar, lo que mejora gradualmente conforme avanza el día, es una característica clave de la artritis del lupus. No obstante, puede haber dolor en las articulaciones durante el día. En comparación con la artritis reumatoide, es menos incapacitante y menos probable que cause la destrucción de las articulaciones. Menos del diez 10% de las personas con artritis a causa del lupus desarrollará deformidades de las manos y los pies asociados con el debilitamiento del cartílago y el hueso. La atrofia muscular (desgaste de la fuerza muscular) se puede generar si la artritis se vuelve crónica.

Lupus miositis

Ciertas personas con lupus desarrollan miositis, una inflamación de los músculos esqueléticos que causa debilidad y pérdida de fuerza. La lupus miositis frecuentemente afecta a los músculos del cuello, la pelvis, los muslos, hombros y brazos; generalmente uno de los síntomas es la complejidad para subir escaleras y levantarse de una silla, levantar objetos, levantar el brazo para peinar, para ir baño, e inclusive el girar la cabeza para dormir o hacer algún otro movimiento.

Un programa de ejercicios bajo la supervisión de un fisioterapeuta es realmente útil en la restauración de la fuerza muscular y la función normal. La debilidad muscular inducida por medicamentos se debe descartar como causa si está tomando fármacos para la enfermedad. Ajustar o suspender las drogas que están ocasionando la debilidad muscular acostumbra a provocar una mejora de la fuerza muscular.

Tendinitis y bursitis

Un ligamento es una estructura fuerte parecida a una cuerda hecha de fibras duras que se conectan del músculo al hueso. Una bursitis es un pequeño saco que contiene un fluido escurridizo que se hallan cerca de una articulación y deja que los músculos, los huesos y los ligamentos se muevan fácilmente. La tendinitis (irritación de un ligamento) y bursitis (irritación de la bursa) se producen generalmente por el daño o el empleo excesivo de una articulación. El dolor es el síntoma primordial de las dos condiciones. Diferentes áreas del cuerpo pueden ser afectados como el codo (codo de tenista), el dedo (dedo en gatillo) y el hombro. Además de esto, los ligamentos y bursas están alineados tanto con la membrana sinovial, que es un propósito para la inflamación en la artritis lupus.

Síndrome del túnel carpiano

La presión sobre el nervio central en la muñeca causa una condición llamada síndrome del túnel carpiano. Se identifica por una sensación de hormigueo, entumecimiento y dolor en los dedos, que en ocasiones afecta a toda la mano. Una serie de condiciones médicas, incluyendo lupus, puede ocasionar el síndrome del túnel carpiano.

Osteoporosis

La osteoporosis es una enfermedad en la que los huesos se vuelven débiles y son más propensos a romperse. Las áreas más habitualmente perjudicados son la columna vertebral, cadera y muñeca.

La palabra “osteoporosis” significa hueso poroso. Los huesos son un tejido vivo, en incesante cambio y renovación. Esto se hace en 2 etapas: la rotura de las células de los huesos viejos, y la capacitación de nuevas células óseas. A lo largo del proceso de descomposición, células singulares se vuelven activos en las superficies de los huesos y crean pequeñas cavidades. Esto es seguido por la capacitación de hueso, a lo largo de la que las células de hueso de la capacidad llenan las cavidades con hueso nuevo. Si el hueso que se extrae es sustituido absolutamente, sus huesos se mantendrán fuertes. En la osteoporosis, gran cantidad del hueso se suprime o se forma poco hueso. Este proceso conduce a una pérdida en la cantidad y la fuerza de los huesos.

Cuando hay lupus se está bajo riesgo de osteoporosis por muchas razones:

  • Lupus: La enfermedad en sí es un factor de peligro.
  • Drogas: Ciertos fármacos prescriptos para el lupus, en especial Corticosteroides, disminuyen la masa ósea.
  • Los niveles hormonales: los cambios en los niveles de hormonas (como el estrógeno) disminuyen la masa ósea.
  • Nutrición: La carencia de calcio y vitamina liposoluble de tipo D en su dieta pueden eludir que los huesos medren más.
  • Ejercicio: El ejercicio inapropiado puede eludir a que los huesos medren.
  • Género: Las mujeres tienen huesos más pequeños que los hombres por lo que son más sensibles y propensos a la osteoporosis.
  • Etnia: Ser de la herencia caucásica o asiática.
  • Tabaquismo: Los fumadores tienen más probabilidades por todas las toxinas que contiene el cigarrillo.

La necrosis avascular del hueso

Necrosis avascular (NAV) del hueso (llamado necrosis aséptica o osteonecrosis) se identifica por la reducción del flujo de sangre y el incremento de la presión en una porción del hueso. El debilitamiento del hueso se genera ocasionando pequeñas rupturas provocando el colapso del hueso. Las causas de la AVN no se conocen, se asocia con el empleo en un largo plazo de dosis elevadas de Corticosteroides, abuso de alcohol, anemia de células falciformes, pancreatitis, trauma y otras condiciones. Cuando AVN se desarrolla en personas con lupus, es prácticamente el resultado del empleo de Corticosteroides.

El AVN afecta a las caderas, los hombros y las rodillas con más frecuencia. El síntoma inicial es el dolor en estas articulaciones, en especial cuando participan en actividades que aguantan peso, como pasear, correr y levantar objetos. Estos géneros de movimientos conducen a la rigidez, espasmos musculares y el movimiento limitado de la articulación perjudicada. Como AVN se vuelve más avanzada, el dolor puede acontecer en reposo, en especial de noche. Hoy día no hay ningún tratamiento médico eficiente que puede revertir esta condición. En casos avanzados, la cirugía (incluyendo remplazo de la articulación artificial) puede ser eficiente para calmar el dolor y progresar la movilidad y la función.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *